miércoles, 16 de abril de 2014

Garbanzos de vigilia



Los potajes de legumbres era a lo que en casa llamábamos "comida", nada "alimentaba" mejor que un buen plato de garbanzos o de habichuelas. Usábamos mucho más la cuchara que el cuchillo y el tenedor.
Y hace unos años que me hice con una de las ollas que mi madre siempre había usado.

Pero muchos de los platos termino haciéndolo por partes. En vez de hacerlo en la olla, de una vez, todos los ingredientes en una cocción única, lo que vengo haciendo es cocer lo garbanzos por un lado y formar el guiso en un segundo paso. La principal razón que me lleva a esta división es la de controlar los tiempos de cocción de los distintos ingredientes. También tener mayor control sobre el resultado final, ya que tienes mayor margen para modificar sobre la marcha.




Así cuando haces potajes en los que no tienes calculadas perfectamente las medidas, este método te permite mayor seguridad.


 Ingredientes para 2-3 personas

150 gr de garbanzos secos 
1 punta de bicarbonato

200-250 gr de bacalao desalado

1 tallo de apio
2 ramitas de perejil
1 pimiento verde
1/2 cebolla

 aceite de oliva virgen extra
2 cebolletas picadas
2 dientes de ajo picado
1 patata mediana a tacos

1 cucharada rasa de harina
1cucharadita de pimentón de la Vera dulce
1 punta de pimentón picante

65 gr de hojas de espinacas, un buen puñado
1 rama de hierbabuena
sal


Así lo hice

Lo primero será desalar el bacalao, para ello debemos cubrirlo de agua durante 24 horas, cambiándole el agua 3 veces.
Los garbanzos los dejaremos en remojo desde la víspera con una punta de bicarbonato.

Coceremos los garbanzos con esta misma agua del remojo en la olla exprés. Para ello colamos las garbanzos calentamos el líquido hasta caliente, añadimos el apio, el perejil, el pimiento, la cebolla y los garbanzos. Cuando conseguí el hervor, asusté con un poco de agua fría. Luego cerramos la olla y cocemos hasta blando. En nuestro caso tarda 30 minutos. Luego colamos el caldo, apartamos los garbanzos y desechamos estas verduras.

En una tartera amplia con un fondo de aceite de oliva  rehogamos la cebolleta y el ajo picados. Luego incorporamos la patata a tacos. Luego añadimos la harina y rehogamos también. Cocemos hasta que la patata esté blanda, retiramos del fuego y añadimos los pimentones. Agregamos un poco de caldo de los garbanzos colado y volvemos al fuego.

Nos queda añadir los garbanzos, las espinacas y el bacalao troceado. No necesita ahora mucha más cocción. Unos dos minutos junto con el reposo serán suficientes para cocer el bacalao e integrar los ingredientes.

Controlamos el espesor del potaje con el caldo que agreguemos, y machacando las patatas, así podemos espesar o aligerar la salsa. Una rama de hierbabuena en el último hervor. Probamos de sal, es posible que necesitemos a pesar del bacalao, y a reposar tapado. El reposo le viene al guiso que ni pintado.




Aunque lo hemos hecho a nuestra forma hemos respetado el sabor del guiso tradicional, hemos eliminado el huevo que no me parecía necesario.

Espero que os guste y que disfrutéis de estas vacaciones de Semana Santa.

Un besote.

lunes, 14 de abril de 2014

Bica bicolor


  Hace algún tiempo publicamos una bica, un bizcocho gallego, una delicia que ha pasado a formar parte de nuestro recetario. Nos decántabamos por una receta que incluía harina de maíz. Ahora hemos usado huevos camperos, parte de azúcar moreno...hemos ajustado un poco los ingredientes. Pero además hemos querido meterle chocolate..habíamos pensado en un bizcocho amarmolado pero al final nos decidimos por hacerlo en dos capas: simplemente separar la masa de bizcocho en dos y a una de ellas añadirle chocolate derretido.
Eso nos permitió poder ponerle la cobertura de azúcar y canela, un detalle que protege el bizcocho y le da un aroma sin igual.

Es un bizcocho hecho para compartir, sobre todo, por las dimensiones.

Así y todo no puede hacerle fotos al corte. Pero como tendré que repetirlo prometo editar la entrada y poner alguna foto más.



Ingredientes

4 huevos camperos a temperatura ambiente
150 gr de azúcar blanquilla
250 gr de azúcar moreno
200 ml de nata 35%
200 gr de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
150 gr de harina de maíz
250 gr de harina de repostería
1 sobre de levadura Royal

300 gr de chocolate, una tableta 

3 cucharadas de azúcar blanquilla 
1 cucharadita de canela molida


Así lo hice

Calentamos nuestro horno a 180º.

En un bol grande batimos los huevos junto con el azúcar moreno y la blanquilla  hasta que estén espumosos, luego añadimos la nata, batimos bien.

Añadimos la mantequilla hasta que se integren bien los ingredientes. Luego las harinas con la levadura tamizadas. Integramos todo.

Fundimos la tableta de chocolate troceada en el micro. Primero ponemos un minuto a máxima potencia, luego sacamos y mezclamos y vamos dando toques de 30 segundos hasta que se funda totalmente, sacando y moviendo cada 30 segundos.

Dividimos en dos partes y a una de ellas  le agregamos el chocolate que hemos dejado reposar un poco para que no esté demasiado caliente. Mezclamos.

Preparamos nuestro molde (hemos usado uno rectangular de 30x20). Enmantequillamos, hemos puesto esta vez un papel vegetal.

Ponemos una primera capa de chocolate, sobre ella la capa sin. Luego mezclamos las 3 cucharadas de azúcar con la canela y cubrimos la superficie del bizcocho.

Introducimos en el horno. Normalmente uso una posición algo más baja de la mitad. 
Se hizo en 45 minutos pero para asegurarse lo pincharía con una brocheta de madera a partir del minuto 40, para ver si ya está hecho. Sacamos, dejamos enfriar en el molde y a disfrutar.


El bizcocho se conserva bien cubierto durante 3 días. Es jugoso y muy rico.

Espero que os guste. Un besote.


jueves, 10 de abril de 2014

Arroz meloso con espinacas en "colorao"


Volvemos con más arroz. Ahora hemos hecho un arroz con verduritas, de temporada, y con pimentón (de ahí lo de "colorao"). Un arroz meloso, rico, sano, sin ingredientes difíciles.
Ya en una ocasión (parece mentira pero hace más de cuatro años, cómo pasa el tiempo) publicamos un arroz en colorao con espárragos, un arroz de La Janda, una zona de la provincia de Cádiz, hoy le hemos aumentado la verduras, lo hemos convertido en meloso, lo hemos hecho a nuestro antojo. El resultado genial, además vegetariano, un arroz para todos los días, del que puedes abusar sin miedo.




En una olla de fondo grueso rehogamos en un fondo de aceite de oliva los ajetes y las cebolletas, luego añadimos el apio, la patata, y el tallo de los espárragos y el pimiento rojo.

Cuando esté todo blandito y empiece a tomar algo de color, apartamos del fuego y  añadimos el pimentón, damos unas vueltas añadimos el agua y volvemos al fuego.

Incorporamos 2 cucharadas de tomate frito, 4 cucharaditas de nuestro concentrado casero de verduras, las yemas de los espárragos, el calabacín y las espinacas. Salamos.

Llevamos ebullición y dejamos unos minutos cociendo. 3- 4 minutos serían suficientes.

Entonces añadimos 4 puñados de arroz bomba, 1 rama de hierbabuena y sobrecito de azafrán molido.

Cocemos durante 17 minutos, probamos de sal, retiramos la hierbabuena, dejamos 2 minutos de reposo y a disfrutar.


Ingredientes para 2-3 personas

4 cucharadas de aceite virgen extra
4 ajetes en rodajitas finas
2 cebolletas picadas

1 tallo de apio picado
1 patata mediana a tacos
1/2 puñado de espárragos, desechando la parte dura. Cortamos el tallo aprovechable en trozos de 2 cm y reservamos la puntas para un poco más tarde
1/8 de pimiento rojo picado

1 cucharadita de pimentón de la Vera
Agua. No la hemos medido, cubrimos bastante pero sin pasarnos, luego podremos añadir más sin cortar la cocción de arroz: a poquitos o caliente.
2 cucharadas de tomate frito
4 cucharaditas de nuestro caldo de verduras concentrado, o usa de los que venden o usa caldo de verduras
 1/2 calabacín en cubos
125 gramos de hojas de espinacas

4 puñados de arroz bomba
1 rama de hierbabuena 
1 sobrecito de azafrán molido


Estos días he ido comprando verduras, aprovechando la temporada y muchas veces nos encontramos que nos sabemos bien qué hacer con ellas. Este arroz es una forma ideal de darle salida y de comer sano al mismo tiempo.

Espero que os guste. 
Un besote.